Ejemplos de hosting

Datos sobre el alojamiento

La mayor parte de Internet se basa en un software de servidor web. Básicamente, un servidor web recupera el contenido del almacenamiento local y lo entrega al cliente. En este artículo, mostraremos algunos ejemplos de servidores web.

Apache es actualmente el servidor web más utilizado en el mundo. Fundado en 1996, ahora es mantenido por la Fundación Apache. Es freeware, y compatible con Linux, Windows, FreeBSD, Mac y varias otras plataformas.

También es uno de los ejemplos de servidores web más populares. IIS pertenece a Microsoft. IIS son las siglas de Microsoft Internet Information Services. Viene con el sistema operativo Windows Server. Es configurable a través de una interfaz gráfica.

Es uno de los programas de servidor web más populares. NGINX fue desarrollado por Igor Sysoev en 2002. Además, no es un ejemplo de servidor web independiente. NGINX es un ejemplo diferente porque funciona como un servidor proxy, junto con otra aplicación de servidor web como Apache.

Fue desarrollado para manejar cientos de conexiones concurrentes, ofreciendo un mejor rendimiento. Está pensado para ser un servidor web de carga equilibrada para aplicaciones pesadas. Además, afirma ser el responsable del 66% de los sitios con mayor carga.

Ejemplo de alojamiento web

Un servicio de alojamiento web es un tipo de servicio de alojamiento de Internet que aloja sitios web para los clientes, es decir, les ofrece las facilidades necesarias para crear y mantener un sitio y lo hace accesible en la World Wide Web. Las empresas que prestan servicios de alojamiento web se denominan a veces anfitriones web.

Hasta 1991, Internet sólo se utilizaba “… para la investigación y la enseñanza de las ciencias y la ingeniería…”[1][2] y se utilizaba para el tráfico de correo electrónico, telnet, FTP y USENET, pero sólo para un número ínfimo de páginas web. Los protocolos de la World Wide Web acababan de escribirse[3] y hasta finales de 1993 no se disponía de un navegador gráfico para ordenadores Mac o Windows[4]. Incluso después de que se produjera una cierta apertura del acceso a Internet, la situación fue confusa[aclaración necesaria] hasta 1995[5].

Para alojar un sitio web en Internet, un particular o una empresa necesitaba su propio ordenador o servidor[6]. Como no todas las empresas tenían el presupuesto o los conocimientos necesarios para hacerlo, los servicios de alojamiento web empezaron a ofrecer alojar los sitios web de los usuarios en sus propios servidores, sin que el cliente tuviera que poseer la infraestructura necesaria para hacer funcionar el sitio web. Los propietarios de los sitios web, también llamados webmasters, podrían crear un sitio web que se alojaría en el servidor del servicio de alojamiento web y que éste publicaría en la web.

Webhosting EE.UU.

Este artículo necesita citas adicionales para su verificación. Por favor, ayude a mejorar este artículo añadiendo citas de fuentes fiables. El material sin fuente puede ser cuestionado y eliminado.Buscar fuentes:  “Servicio de alojamiento en Internet” – noticias – periódicos – libros – erudito – JSTOR (octubre de 2014) (Aprende cómo y cuándo eliminar este mensaje de la plantilla)

Un tipo de alojamiento común es el alojamiento web. La mayoría de los proveedores de alojamiento ofrecen una combinación de servicios: alojamiento de correo electrónico, alojamiento de sitios web y alojamiento de bases de datos, por ejemplo. El servicio de alojamiento de DNS, otro tipo de servicio que suelen ofrecer los proveedores de alojamiento, suele estar incluido en el registro del nombre de dominio.

Los proveedores de alojamiento de servidores dedicados, proporcionan un servidor, normalmente alojado en un centro de datos y conectado a Internet, donde los clientes pueden ejecutar todo lo que quieran (incluyendo servidores web y otros servidores). El proveedor de alojamiento se asegura de que los servidores tengan conexiones a Internet con un buen ancho de banda ascendente y fuentes de alimentación fiables.

Otro tipo de servicio de alojamiento popular es el alojamiento compartido. Se trata de un tipo de servicio de alojamiento web en el que el proveedor de alojamiento proporciona servicios de alojamiento para varios clientes en un servidor físico y comparte los recursos entre los clientes. La virtualización es la clave para que esto funcione eficazmente.

El mejor alojamiento web para pequeñas empresas

Un servicio de alojamiento web es un tipo de servicio de alojamiento de Internet que aloja sitios web para los clientes, es decir, les ofrece las facilidades necesarias para crear y mantener un sitio y lo hace accesible en la World Wide Web. Las empresas que prestan servicios de alojamiento web se denominan a veces anfitriones web.

Hasta 1991, Internet sólo se utilizaba “… para la investigación y la enseñanza de las ciencias y la ingeniería…”[1][2] y se empleaba para el tráfico de correo electrónico, telnet, FTP y USENET, pero sólo para un número ínfimo de páginas web. Los protocolos de la World Wide Web acababan de escribirse[3] y hasta finales de 1993 no se dispondría de un navegador gráfico para ordenadores Mac o Windows[4]. Incluso después de que se abriera un poco el acceso a Internet, la situación fue confusa[aclaración necesaria] hasta 1995[5].

Para alojar un sitio web en Internet, un particular o una empresa necesitaba su propio ordenador o servidor[6]. Como no todas las empresas tenían el presupuesto o los conocimientos necesarios para hacerlo, los servicios de alojamiento web empezaron a ofrecer alojar los sitios web de los usuarios en sus propios servidores, sin que el cliente tuviera que poseer la infraestructura necesaria para hacer funcionar el sitio web. Los propietarios de los sitios web, también llamados webmasters, podrían crear un sitio web que se alojaría en el servidor del servicio de alojamiento web y que éste publicaría en la web.